Etiquetas

, , , , , , , , ,

No sé si será cierto o una leyenda urbana, eso de que un cliente del afamado restaurante “El Bulli” se comió la cuenta cuando se la sacaron creyendo que esta era un plato que venía en el menú degustación (unos 45 platos), en fin, hay gente pa´tó, como digo, no sé, si será cierta o será cuento, lo que sí es cierto, visto con mis propios ojos, es que, en una oportunidad, en un restaurante, un grupo de trabajadores de una empresa estaba celebrando una de esas “comidas de empresa”, en la cual contaban un menú de cierta cantidad de platos, donde uno era una lubina en costra de sal, en este restaurante la servían de una manera muy rústica, solo quitándole la capa superior de la sal, pero que el pescado estaba muy limpio y listo para “hincarle el diente”, una vez terminado este plato y el personal de la casa está recogiendo los platos y a su vez, preguntándole a los comensales ¿Qué les pareció el Sedpescado?, a lo que uno y cito textualmente: A mi me gustó, pero el cocinero se ha pasado con la sal! replicaba, el camarero que lo antendía lo miraba con extrañesa, ya que sabía que este plato salía muy correcto al punto de sal, pero al mirar el plato del replicante, lo entiende todo, el “avispado” personaje, no había dejado ni el “dibujo del plato”, es decir, se había comido hasta la costra de sal… por increíble que parezca, hay gente pa´tó eso sí, fue el mejor cliente del vino aquel día, digo, semana, bueno mes, el de la história, que manera de beber, pobre ¿Y la sed que tendrá los próximos 24 días este señor?

Anuncios